martes, 8 de mayo de 2012

Adiós Sindicato y que (no) te vaya bien


Daisy Valera
Foto: ecured.cu
HAVANA TIMES, 7 mayo — Pediré mi baja del Sindicato el próximo 15 de mayo, no pudo ser el primero.
Ya en esos informes evaluativos que me hacen cada 3 meses no dirá: interesada en las labores sindicales.
Les juro que estaba sinceramente interesada en trasformar mi pésimo almuerzo del comedor obrero en 15 pesos diarios.
Pasa que tengo un dedo fracturado y no estoy de humor para visitas.
¿Visitas de quién? De un compañero del sindicato, por supuesto.
¿Viene a comprobar la inflamación de mi dedo o a desearme una rápida recuperación? No lo sé.
No se me da muy bien lidiar con incertidumbres, prefiero cortar por lo sano: adiós aguerrido Sindicato de los Trabajadores, bye-bye Central de Trabajadores de Cuba.
El compañero que me visitara creo que es un militar retirado y miembro del PCC, de apariencia amable pero no nos conocemos.
No estoy de humor para visitas de extraños, no es nada personal.
Dicen las malas lenguas que no hay nada más parecido al sindicato que la administración. Usted elige creer el chisme o no.
Por lo pronto dejo de romperme la cabeza pensando hacia dónde va el dinero que entrego mensualmente por pertenecer a esa organización.
Me libro del pesimismo, les aseguro que las reuniones sindicales pueden ser dolorosas:
-No nos quejemos por esto que no se va a solucionar
-No compraremos aquello porque no hay presupuesto
-Tal vez para el año que viene.
Hay excepciones, por supuesto.
Nota: No se me olvida que somos un país bloqueado.
¿Qué papel han jugado los sindicatos ante el crecimiento instantáneo de disponibles/desempleados?
Persuadir, convencer.
No me siento cómoda cuando se cumplen indicaciones en lugar de luchar por reivindicaciones.
Me irrita cuando la barrera entre lo laboral y lo privado se diluye hasta convertir la casa en una extensión del centro de trabajo.
Me desespera la desprotección de muchos trabajadores en esta Isla.
Así que digo adiós. Es increíble lo que puede hacer una amenaza de visita.

0 comentarios:

Publicar un comentario