martes, 23 de octubre de 2012

Arden las calles de la Habana


Arden las calles de la Habana



Es un vapor incontenible que nos parece salido de las propias entrañas del castrismo. Al principio te asusta, crees que es una cosa rara, la erupción de un volcán, una bomba a punto de estallar; pero cuando recorres una y otra vez la misma calle la realidad se impone y pierdes el  miedo.

La realidad es que algo falla, que en cualquier momento puedes quedar en penumbras, que lo de los soterrados es un fracaso.

En esta foto que tomé el 10 de octubre muy cerca del Parque Central, exactamente frente al Tribunal Provincial de la Habana, se ve algo más, pues la cosa fue un poco más allá y llegó a convertirse en incendio. Entonces vimos como la Policía rápidamente bloqueó el acceso a las calles, llegaron los bomberos, se tomaron algunas medidas, pero el hecho volverá a repetirse, aunque las autoridades “expliquen” las causas por la que la ciudad se haya quedado a oscuras; volverá a repetirse como se repiten los derrumbes.

Por si las moscas les recomiendo a todos que eviten caminar por encima de esos tragantes que hay en la Habana Vieja. 

0 comentarios:

Publicar un comentario