martes, 20 de enero de 2015

Paradoja cubana

Cuanta una vieja leyenda nórdica, que un rey vikingo mando venir a una mujer a su presencia, y le ordeno que lo hiciera, ni desnuda ni vestida, y ni sola ni acompañada, y ni hambrienta ni saciada. Y la chica, que era lista, apareció vestida con una red de pescador, acompañada de un perro y mordisqueando una cebolla. Se casaron, fueron felices y tuvieron varios hijos.

Saco este tema a colación, porque Castro ha demostrado tener capacidad para "reventar" tanto las organizaciones clandestinas de lucha armada y sabotaje de los años 60, como las publicas y pacifistas que tenemos ahora

Así que, hay que encontrar una formula creativa que este fuera de su alcance, ni abierta ni clandestina, ni pacifica ni armada. Solo se requiere un pensamiento abierto y una mente brillante que solucione esta paradoja, como hizo en su día la princesa Aslaug.. lo demás es pan comido. Se oyen proposiciones inteligentes. Porque Cuba lo pide mas que nunca.

No podemos darnos por vencidos..


0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada