martes, 10 de febrero de 2015

#Argentina Dimite VIOLADOR CONVICTO nombrado x Kirchner para #DDHH

Dimite el violador convicto nombrado por el Gobierno de Kirchner al frente de la Secretaría de Derechos Humanos


Carlos Alberto García Muñoz, antes de abandonar su puesto tras ser aireado su oscuro pasado, aseguró que «había cumplido una condena y que ya no tiene deuda con la sociedad»

«La renuncia es indeclinable». El secretario de Derechos Humanos, Martín Fresneda, confirmó la dimisión de Carlos Alberto García Muñoz,el violador que cumplió diez años de condena en Barcelona y ocupaba un puesto en su departamento y el favor de la presidenta, Cristina Fernández de Kirchner.
«Tenemos un sistema de control y chequeo de la información, en particular de los currículum y por ciertas referencias», explicó Fresneda para tratar de explicar cómo llegó a su departamento García Muñoz. En este sentido, dijo que su excolaborador, «presentaba referencias que eran suficientes para contratarlo» porque venía recomendado por «militantes» kirchneristas. Acto seguido, sorprendió, además, «tenía antecedentes de haber trabajado en organismos de DDHH en Madrid, de haber tenido el secundario completo» (sic)
En este contexto, el funcionario, designado por el actual Gobierno, dijo: «Ojalá tengamos concursos públicos» para entrar a trabajar en la Administración y aseguró que tanto él como la Presidenta,desconocían «la existencia de una condena penal cumplida en España en su totalidad».
Tras confirmar la dimisión de García Muñoz, recordó las explicaciones que éste le dio antes de abandonar su puesto y dar por terminadas sus charlas por Argentina para contar su experiencia como exdetenido desaparecido durante la dictadura (1976-83). «Dijo que había cumplido una condena y que ya no tiene deuda con la sociedad» y negó que «los episodios hayan sucedido como indica la sentencia» de Barcelona.

La verdadera historia


La verdadera historia de Muñoz la difundió el portal Infobae. En ésta daba cuenta de que García Muñoz, un exguerrillero montonero (peronista) que se había exiliado en España después de fugarse de un centro clandestino. Una vez instalado allí, en Barcelona, fue condenado a quince años (cumplió diez) de prisión por maltratar sistemáticamente a María Jesús Anguren, su exesposa y violarla después de que ésta se separara.
El «episodio», descrito en la sentencia con una crudeza tremenda, se produjo el 10 de julio de 1999, en presencia de los hijos de la pareja. Se da la circunstancia de que la víctima se hallaba convaleciente de una intervención en el útero y como consecuencia de aquella violación nació otro chico.
Al destapar Infobae el pasado más oscuro de este hombre queCristina Fernández ponía de ejemplo y sentaba su lado en actos públicos, García Muñoz no tuvo más remedio que salir por la puerta de atrás del departamento cuya misión es defender los derechos humanos.

Diferentes polémicas


La Secretaría de Derechos Humanos de Argentina ha sido motivo de diferentes polémicas desde mayo del 2003, fecha en la que Néstor Kirchner llegó a al Presidencia y fue seguido en ésta por su esposa hasta el día de hoy. El primer escándalo saltó cuando su ex titular, el difunto Eduardo Luis Duhalde, ex montonero que estuvo al frente del departamento, decidió cambiar el prólogo del informe Nunca Más (donde se recogen los testimonios de víctimas del régimen) y colocar, como cierta, la cifra de treinta mil desaparecidos.
Graciela Fernández de Meijide, ex miembro de la Comisión Nacional sobre la Desaparición de Persona (CONADEP) -en la que se basa el Nunca Más- y madre de un joven desaparecido, calificó de «mentira» y «mito» esa cifra.
La Conadep, «documentó 7.954: 7.030 desaparecidos con datos de filiación, lugar y fecha del secuestro y 924 sin esos datos completos», recordó. Asimismo, insistió que había que ser «responsables» y «decir la verdad». Indignada por el cambio del prólogo de Nunca Más se preguntó, «¿Con qué derecho lo hicieron? ¿Por qué es un símbolo? Están los mitos pero quien hace la historia tiene responsabilidad política. Debe decir la verdad».

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada